martes, abril 18, 2006

Crear valor

Dicen que un buen blog debe crear valor para sus lectores. Que un blog debe estar en manos de personas que tengan un conocimiento para compartir con sus lectores. Que para tener un podcast hay que tener algo que decir.

Y como dice la canción, "yo tenía diez perritos..." Creo que yo tenía 10 blogcitos, y no me quedan más que 3...

Afortunadamente aún tengo mucho que decir en dos de ellos, una audiencia mínima que me motiva, y algo de valor que crear al compartir las cosas que voy encontrando por aquí y por allá. Y quisiera tener la paciencia para poder explicar más cosas, como las extensiones de firefox que tengo y que me permiten saber el estado del clima en forma automática, visitar bloglines con sólo un click, escribir en algunos blogs directamente desde mi navegador, y compartir muchas otras cosas re interesantes que voy encontrando a cada rato en el diario, revistas, metro, etc.

La pregunta que me asusta es: ¿En qué grado crea valor para sus lectores, un blog personal?

Desde el punto de vista como lector, tengo algunas lecturas favoritas que cuando se actualizan me encantan. Son blogs personales que tratan temas como "me miró o no me miró", "hoy fui a la peluquería", etc. ¿Cómo decirle a alguien que eso no tiene valor?

Ahora, claramente para mí, lo que tenga que ver con mi propia vida, tiene un valor. Lo que me cuesta comprender aún, es por qué esos contenidos pueden tener valor para personas que ni siquiera me conocen. Por qué lo que dice la persona x en su blog personal, tiene valor para mí.

Me entretienen, me caen bien. He ahí las primeras respuestas. Me interesa lo que piensan, de algo me sirve conocer otros puntos de vista.

Debe ser esa capacidad de asombro que nos gusta explotar.

Me molesta cuando alguien descalifica algo. Cuando dicen por ejemplo "los blogs personales son una pérdida de tiempo, son una tontería", "los blogs que aportan sí, los personales no", "ah, los diarios de vida on-line son una tontería" etc. Me molesta porque una parte de mí dice que sí, que es lógico no estar a favor de aparentes pérdidas de tiempo, que todo debe ser seriedad y creación de contenidos "productivos". Otra parte de mí dice "sí, pero mejor no los ataco mucho porque igual tengo uno, y leo hartos." Finalmente me consuelo y me calmo pensando en que "son mi placer culpable".


La moraleja es que todo tiene un punto de vista y que afortunadamente, y tal como sospechaba, los blogs personales también crean valor para sus lectores. Por lo menos eso pienso después de redactar este post.

Y como todo tiene un punto de vista, corresponde no molestarse tanto con los que descalifican. Simplemente no saben o no lo han pensado como yo quisiera. Hay que seguir aprendiendo a querer a la gente tal como es.
Publicar un comentario

Google+ Followers