viernes, marzo 23, 2007

Paciencia y fe

A mi niña no le gusta que hable de ella, y en este blog casi nunca he hablado sobre mi vida sentimental. En realidad casi nunca lo hago con nadie, excepto con ciertos amigos personales.

Pero lo que dice el título me lo aconsejaron hace algunos meses y de verdad que ha funcionado. Cada vez que he perdido la paciencia y he caído en la desesperación, he metido las patas, pero por suerte después me he acordado de la paciencia y las cosas han terminado siempre bien.

No sé qué seguirá pasando, pero supongo que hay que seguir con paciencia y fe. Ahora la gran pregunta es si eso también me servirá en otros aspectos de mi vida. Quizás sí.

Estoy contento. Ayer la ví, aunque somos amigos, por si las moscas.
Publicar un comentario

Google+ Followers