viernes, febrero 17, 2006

Concepción

Algo tiene esta ciudad que me encanta, aunque no sé qué es... puede ser su gente, su clima o su geografía.

Desde que me acerco a la ciudad por esos caminos rodeados de cerros verdes llenísimos de árboles y de naturaleza, hasta que llego a una ciudad donde todo queda cerca, y cada vez está mejor mantenida.

Esta noche estuvimos jugando a la pelota cerca del mall en un jardín de pasto de esos que tienen dibujado con letras gigantes el nombre de la ciudad. Muy entretenido, y mucha nostalgia al ver la carretera y sus luces casi desierta cuando se acercaban las 12 de la noche. Recordé aquellos viajes cuando con algunos amigos de la universidad salíamos en la noche a carretear o a buscar algunas cosas a Talcahuano.

Mis familiares, mis recuerdos de tantos veranos de infancia que pasé por acá, algunos amores pasados, y tantas otras cosas... me hacen sentir curiosidad sobre la idea de radicarme alguna vez en la bella ciudad de Concepción.

Viña del Mar y Puerto Montt también son otros destinos que me encantan. No me pasó lo mismo con La Serena ni con Talca cuando las visité en su momento, aunque lo pasé genial.
Publicar un comentario

Google+ Followers