martes, octubre 11, 2005

Casi caigo el primer día

Empezó la aventura de vivir con software libre, y casi caigo en el primer día cuando el profesor Manuel Madrid me dice: "¿No tienes el Dreamweaver?, si hasta yo lo tengo!"

Cuando le dije lo de la licencia encontró barato que costara 300 dólares... jaja

Bueno si tuviera los dólares, demás que lo compro porque la versión 8 salió buenísima.

Un punto a favor de mi experimento vino más tarde cuando Matias Spagui me pidió ayuda con un flash pero como ya no lo tengo instalado no me lo pudo pasar. No es por ser mala onda, porque igual lo habría ayudado pero estaba concentrado en mi documento de trabajo de la tesis.

Cosas buenas y cosas malas.... eso sí que aún no encuentro un reemplazo para escribir mis php.
Publicar un comentario

Google+ Followers